Entre humos de cigarro

No soy fumadora pero creo que la oscuridad es en donde soporto mejor el humo del cigarro. Entre humaredas, a oscuras y hasta donde mi boca, sellada por el secreto profesional o de confesión (porque sí, ultimamente tengo claro que me estoy convirtiendo en una profesional aunque no sé bien de qué sector) puede hablar, me han hecho confidencias increibles (¡¡¡sí, muy fuerte y ya me adelanto!!), me he echado risas hasta morirme, me han dejado, me han picado los ojos hasta llorar como cuando cortas dos cebollas, han intentado llevarme a la cama, a la luna y en un velero y alguna que otra vez lo han conseguido. También me han mandado a la mierda, eso también. He sentido complicidad con “c” mayúscula, he bailado contenta hasta el amanecer envuelta en una nube (de humo por supuesto), no me ha importado ese olor, digamos… ¿peculiar?, en mi pelo y en la almohada por la mañana. Entre humo y en la oscuridad he llorado, me he relajado como nunca, he jugado y he dejado que jueguen, me he hecho quemaduras en la piel y en otros sitios, algo me ha inspirado para escribir a veces, me han destrozado mi camiseta preferida, he hecho aspavientos con las manos para alejar humos amenazantes de mi cara, me he asfixiado, he sentido calor del bueno y del malo, me he quedado extasiada escuchando una canción… Observando ensimismada anillos de humo, he soñado, me he despistado y me han robado la cartera, me han sorprendido y he pensado…

En la oscuridad y entre humo de cigarros se cuecen cosas, unas veces a fuego lento, otras hierven en cero coma y en ocasiones se pasan de punto de cocción, pero en ese escenario rara es la vez en la que no se percibe el mundo en movimiento.

Al más puro estilo Obsi…

Anuncios

6 comentarios

Archivado bajo obsidianablack

6 Respuestas a “Entre humos de cigarro

  1. obsidianablack

    Me he colado en el tema de la semana que viene, creo, me acabo de dar cuenta…

  2. Pingback: Bitacoras.com

  3. No, es el que toca lo que pasa que no lo había actualizado que cuando hace el tiempo que está haciendo casi no estoy en casa.
    Realmente sorprendete el enfoque que le has dado al tema, porque un NO fumador siempre pensé que lo único que podría sería criticar los ambientes grises. Sin embargo tú le encuentras ese lado de sensaciones sin quejarte, me parece muy inteligente.

  4. Pues sí… tiene razón Sito… es raro que un no fumador no se queje… porque lo que es yo en mi etapa de no fumadora me quejaba, jajajajajajaja…

    Besos!!

  5. Pues cuando llegue el viernes me voy a quejar hasta de la tos del de enfrente xD.

    Muy curiosa tu entrada Obsi; me ha gustado cómo recuerdas vivencias asociadas al humo, al cigarro, al tabaco, etc.

    Me quedo con “me han destrozado mi camiseta preferida” porque me ha pasado alguna que otra vez, aunque hubiera añadido quemaduras de tercer grado en conciertos de ofunkillo xD.

  6. Hola Obsi,
    Dicen que estamos aquí, los componentes de este medio mundo, para criticar a los del otro medio. Dicen que hoy nuestra cara luce con el sol y que, mañana, la luna nos muestra apesadumbrados. Dicen que vemos la paja en ojo ajeno y nunca la viga en el nuestro. Dicen muchos ser tolerantes salvo que a tí te “joda” algo. Dicen que fumar es malo, y a buen seguro que bueno no es, pero algunos que lo dicen también fuman. Dicen, dicen, dicen…. pero ¿y yo? ¿puedo yo decir algo?
    Tú lo has dicho todo, Obsi. Y además, muy bien dicho, al más puro estilo Obsi.
    Un besazo ciudadana. Me quedo con tus mejores recuerdos, ¡bueno! y con los menos buenos, que para eso somos ciudadanos del mundo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s