Para tí, compi.

Por mucho que intentaba disimularlo su rostro denotaba cansancio. Aplicaba cada mañana, sin que por su edad fuese necesario, unos leves retoques en la base de sus párpados con unos de esos preparados gélidos que un día vio publicitados en televisión. Pero, dada su juventud, ese era un problema sin importancia.

El verano anunciaba su inicio. Generalmente esa había sido siempre la época en la que había disfrutado de sus merecidas vacaciones y, este año, resultaban más merecidas que nunca. El invierno había sido muy duro y no solo por la climatología sufrida en las cercanías de donde residía. Innumerables proyectos, algunos no del todo acabados, bocetos y más bocetos, polémicas absurdas de algunos indocumentados queriendo coartar la libertad del artista y una insaciable sed para absorber el líquido de la creatividad habían cercenado, en parte, su capacidad física. Sabía que necesitaba un descanso y, desde hacía algún tiempo, había elegido la fecha. Este era el momento.

Las llaves de su casa cumplieron, al fin, con su cometido. La noche se encontraba ya avanzada y el día había acumulado demasiado cansancio en su cuerpo. Encendió la vitrocerámica depositando sobre ella una pequeña cacerola rellena a su mitad con agua. Al poco tiempo ésta se encontraba a punto de hervir. No quiso complicarse la vida. Tomó, por cercanía, el primer paquete de pasta que asomaba una vez abierto el armario y vertió todo su contenido en el agua. Con su mano derecha y por medio de una cuchara de palo provocó suaves giros al contenido allí depositado. Ante su sorpresa el efecto no se hizo esperar. Era una sopa de letras que, como arte de magia, empezaba a conformar nombres: Aspec, Dani, Obsi, Sito, Sara. “No puede ser- pensó ella. Estoy demasiado cansada”. Efectuó un nuevo giro con la cuchara y, de nuevo, pudo observar otros nombres: Goyo, José, Xinax, Moli, Lustor, Nieves, Apaxi, y así más y más.

No quiso ver más, sus ojos empezaban a derramar unas pequeñas lágrimas. Los cerró intentando buscar una explicación pero, ese gesto, le impidió conocer el lugar exacto del mango de la cacerola. Fue un golpe seco que hizo derramar la sopa hirviendo sobre su mano izquierda. Sintió dolor pero no fue esa la expresión de su cara. Incrédula y acompañada por un mayor número de lágrimas observó como las letras habían quedado en el interior del recipiente. Estaba sola; el dolor era real así que, no estaba soñando. Miró las letras de nuevo y, ahora sí, empezó a llorar. Allí se podía leer: “Sonvak, vuelve cuando quieras, pero pronto”.

JOSE MANUEL BELTRAN.

P.D.- Disculparme esta intromisión ya que hoy no es mi día pero…… tenía ganas de contarlo.

Anuncios

11 comentarios

Archivado bajo José Manuel Beltrán

11 Respuestas a “Para tí, compi.

  1. Un toque de “letras” muy acertado y seguro que irresistible para Sonvak.. !! Vamos mujer, recarga pronto tus pilas y vuelve !!.
    Sr. Beltrán, prepara Ud. una estupenda sopa y me ha sorprendido ese meneo con cuchara de palo incluida, jeje.
    Besitos ciudadano cocinero.

  2. Si me disculpáis a mí también, en estos comentarios dejo lo que me viene tras leer tu “intromisión”.

    Tus palabras un cuento,
    tu historia, una verdad
    que a todos amarga,
    Sonvak se va.

    ¡Qué será lo que siente!
    ¡Qué será lo que queda!
    ¡Qué será! lo qué, será.

  3. Queremos que Sonvak se ‘entrometa’ también. Un saludo!

  4. Pingback: Bitacoras.com

  5. Vaya… desde luego me parece una original forma de utilizar el tema de la semana y de tocar mi corazón ;D

    Un abrazo Beltrán!!

  6. Y por cierto, Apaxito, gracias a ti también por los versos… Una poesía para mi??? qué flipe!! jajajajajajaja… Un abrazo!!!

  7. Eso que por tomar la decisión equivocada.
    …¡Mira que querer dejarnos…!
    Acertado el post José Manuel.

  8. obsi

    Precioso José Manuel. ¡¡¡¡vaya regalazo y vaya muestra de cariño!!!
    Sonia por el amor de Diosssssss!!!! 🙂

  9. Daniela

    Sin palabras – sólo genial 🙂

  10. sorprendente, original, acertado muy acertado y bravísimo ciudadano, me ha encantado el post. Si cuando nos enfada porque se va le dedicamos estos tributos imagínate lo que podríamos hacer si te quedas y nos mimas jijijijiji
    Sr Beltrán de nuevo congratulations, repito, me ha encantado y emocionado.

  11. Gracias……. a todos…… También va por tí, compi.
    Saludos, ciudadanos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s