Mis navidades perfectas

Siempre que un amigo o amiga está triste o de bajón le aconsejo lo mismo, le digo con estas palabras: “ya sé que es difícil y que te va a costar, pero intenta sonreír”. Estoy convencido que el hecho de sonreír activa algún mecanismo en nuestro cuerpo que comienza a medicar la moral y camina el primer paso para mejorar el estado anímico.

De igual manera, siempre trato de ser una persona positiva y ver la parte buena de las cosas, porque todo se puede plantear de dos maneras, siempre!!! Es por ello que os voy a contar como serían mis navidades perfectas y no voy a dejarme llevar por aquellos aspectos que no me gustan.

Día 24: Comida con mis amigos, con los de verdad, con los que me muero todos los días del año por ayudar y con los que siempre siento el brazo tendido. Disfruto mucho de ellos, en esta etapa de mi vida todavía más, y si las navidades son para pasar en familia, yo no puedo ni por asomo olvidarme de mis amigos, porque como alguien dijo, los amigos son la familia que uno escoge.

Siestecita y por la tarde noche típico brindis navideño, sin motivos ni adornos, en el bar sede, un brindis tradicional y una “xuntanza” donde aparte de mis amigos amplio el abanico a todos aquellos que aprecio.

Cena en familia, muy sencilla pero muy emotiva, sin complicaciones, mis padres, mi abuelita y yo, y al día siguiente en la comida de Navidad se nos une mi hermana, mi cuñado y mis dos ratoncitos, mis ahijados que me dan la vida.

Día 25: Tras la comida de Navidad, me vienen a buscar en una cómoda y amplia furgoneta, cargada hasta los topes con material de montaña y de esquí. Nos vamos un grupo de 8 amigos, de los de verdad, a los pirineos. Semana de esquí hasta el día 2. No sé si alguna vez habéis esquiado pero desde luego si no lo habéis hecho os lo recomiendo como nada en esta vida. No es sólo el hecho de esquiar, es la pureza de la montaña, es la solidaridad y buen rollo que se respira, es la sensación de libertad y de grandeza que te inspiran los paisajes. Son los únicos momentos de verdad que uno se olvida de todos los problemas, lo único que tienes en la cabeza es esquiar y disfrutar. Cambio el chip por completo, madrugo como nunca, pero me levanto ilusionado y motivado, y me siento lleno de energía y satisfecho por cumplir el reto que siempre supone la montaña. Me encanta ese momento en el que subido en la silla que asciende a la estación, dejas atrás el bonito pueblo lleno de hoteles, y comienzan a apoderarse de ti los sonidos y las imágenes de la montaña. Valles y cumbres nevadas, majestuosas, y un continuo silbido en tus oídos de una brisa fría. Tus movimientos comienzan a ralentizarse a medida que cojemos altura y tus palabras se tornan más torpes y lentas. Pero tu mente empieza a liberarse de todo lo que te esclaviza en la ciudad.

El día 31 cenamos todos en el hotel, como todos los días, pero por ser fin de año participamos en el descenso de antorchas. Cientos de personas portan antorchas y descienden una sencila pista zigzagueando y formando una serpiente de fuego que es admirada por miles de personas desde el pueblo. Es otra forma original de celebrar el fin de año. Después una copita y a descansar que al día siguiente nos espera otra agradable jornada de esquí.

Esas son mis navidades soñadas, que todavía no he conseguido disfrutar, que alguna se ha parecido en el plan pero que en el 2010 voy a conseguir sí o sí.

Anuncios

7 comentarios

Archivado bajo Codeblue_

7 Respuestas a “Mis navidades perfectas

  1. Muchos Besos y que así sea, te lo digo de corazón, tú lo sabes….

    Sandra

  2. claro que lo sé Sandrita, ánimo guapa!!!

  3. Lo cuentas con una pasión que haces que a uno le apetezca. Así que esperaré que en el 2010 nos relates la experiencia de hacerlo realidad 😀

    Besazos y Feliz Navidad!!

  4. Si que son unas navidades chulas, si. Te deso que se hagan realidad.

    Un abrazo.

  5. Realmente suena perfecto, espero que se cumpla 🙂
    Feliz Navidad!

  6. Aspective

    Suena muy bien y eso que la nieve no es lo mío…
    Que se cumplan tus planes, lo pases de maravilla y enfoques el comienzo de un nuevo año renovado y con ganas
    Un abrazo y feliz navidad

  7. Feliz Navidad Sito. Y que el Papá Noel y los Reyes Magos hagan cumplir esos planes para el próximo año.
    Ciudado con la comida…. y la bebida… que por la nieve se resbala uno mucho.
    Un abrazo, ciudadano.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s