Como el primer beso.

¿Nos estamos besando? Por fin. Estoy tan emocionada que se me van a salir las mariposas por la boca. Estaría gracioso, una boca llena de mariposas. No, qué asco,  ¡puagh!  Porqué además son como peludas.¡Fuera,  fuera!  echa de tu mente las mariposas,  que jodiendo los momentos no tienes precio. Calla y disfruta.  

Joder,  parezco nueva. Ni que fuera la primera vez que me besan. Se me ha olvidado todo. Ah claro, tengo que abrir la boca, pero si la abro mucho y él también, se hará el vacío. Madre mía, hay que fastidiarse que mi vena científica salga ahora, toda la vida adormecida y ahora en el peor momento me viene a la mente.  Creo que no se hará el vacío,  para eso tendría que ser que no entrara nada de aire. Bueno, da igual.

 Si la abro poco y él también,  parecemos peces. No, no, ese pensamiento tampoco,  que te entra la risa y es peor. Mejor entreabierta. Vale, así mejor. ¿Habrá que girar la cabeza como en las pelis? ¿ Hacia qué lado? Y él sabrá qué quiero girarla o me partiré el cuello. Lo haré poco a poco, menos mal que tengo poca nariz.

¿ Cómo lo hará la gente con mucha nariz? No es el momento de preocuparse de los narizotas.

 ¿Qué es eso? ¿Su lengua?  Bueno., pues ahí va la mía., choquemos lenguas. Mmmmm…no está mal. ¿ y si pruebo a cerrar un poco más los labios? A lo mejor cree que quiero terminar, que no, que no es que quiera, pero en algún momento habrá que terminar, ¿ no? Porque además, está muy bien que sea tan alto y tan fuerte,  pero me va a dar tortícolis y él se va a partir el cuello. ¿Qué hago con los brazos? Si los quito de su cintura y se los paso por el cuello pareceré su llavero o que lleva colgando a la Virgen del Pilar, mejor los dejo donde están, que parece que por ahora no se me han agarrotado. Eso sí, cómo me siga estrujando me parte la espalda.

 A ver si dejo de pensar ya, que no se me ocurren más que chorradas,  y disfruto. Con la de tiempo que llevamos esperando.

 Cómo me vuelva a coger la cara entre sus manazas y me mire..me derrito.

 ..mmm…Puff…¿llevo la ropa interior conjuntada?

Anuncios

9 comentarios

Archivado bajo molinos

9 Respuestas a “Como el primer beso.

  1. Sin lugar a ninguna duda, los nervios del primer beso escenificados en tu cabeza jajajaja

  2. Xinax

    Espera, moli… que te dejas pensar si habrás ido a depilarte, si le gustará el sabor de tu pasta de dientes, si el color de la ropa interior no será “carne”, o el de…por dios, por dios, que no se fije mientras te quitas los calcetines (lo menos erótico del mundo mundial)…

    guapa!

  3. Xinax…por supuesto que voy depilada, jamás color carne en una cita y no llevo calcetines….jajajajajaj.

    No hay que dejar nada al azar si tienes más de 20 años…

  4. Jajaja buenísimo! No sé de dónde sacó el mundo la idea que cuando uno besa no piensa y sólo siente: por lo menos para las mujeres, la mente se despierta más que nunca, volviéndose mucho más molesta que de costumbre con sus estúpidas dudas.
    Un beso, molinos 🙂

  5. Bueno está claro, por todos los posts leidos, que el título propuesto está dando bastante jugo a las mujeres. ¿Será que son solo ellas las que le dan sentido emocional al primer beso?…
    Enhorabuena, Molinos, por tu texto.
    Un beso, ciudadana.

  6. ja ja ja ja ja ja
    Pero que complicación, madre mía…
    ¿De verdad que el cerebro de una mujer funciona así? ¿Y todo esto a la vez que besa?
    No, si va a ser que el modo multitarea es cierto.
    Y es que además, todas están de acuerdo. Y encima apuntan más items a tener en cuenta y el resto lo corrobora.
    Que equivocado estaba yo… Creía que lo difícil era llegar a dar el primer beso, cuando al parecer, lo difícil es el beso en si…
    Lo que aprendo…
    Buenísimo el post moli. Buenísimo.
    (y… por cierto ¿que pasa con los que tenemos un apéndice nasal considerable? )

  7. Que complicado parece dar un beso, jajajaja!!, a partir de ahora, ¿Nosotros tendremos que pensar esas cosas también?, Ups!!

    Muy bueno!!

    Besos.

  8. Uffffffff… El post superdivertido, pero el beso no sé yo, jajajajajajaja… Recuerdo que una de las cosas que pensé yo en mi “segundo primer beso” (que realmente sería el primero por derecho propio) fue : “Como demonios se le ha ocurrido cenar chorizo y yoghourt”… pero claro, es que el “primer, primer beso” había dejado el listón muy alto… 😉

    Me ha encantado. Besos!!

  9. Chorizo y yoghourt? nooooo Sonvaaaakk !!! je je… muy realista post molinos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s